The Denver Broncos will cross their collective fingers and hope they can close out the preseason with no additional injuries in the defensive line.

In a span of five days, Demaryius Thomas Jerseysthe Broncos saw defensive end Billy Winn suffer a season-ending knee injury in the preseason opener against the Chicago Bears, defensive end Derek Wolfe (right ankle) was carted off the field this past Saturday, and defensive end Jared Crick (back) was carted off the field Monday. Just before the Broncos left for California for two days’ worth of joint practices with the San Francisco 49ers to go with Saturday’s game at Levi’s Stadium, coach Vance Joseph said the plan is to try to ride it out.“Right now, we’ve got about seven guys working those three spots,’’ Joseph said after Tuesday’s practice. “That’s a concern, Emmanuel Sanders Jerseysbut with the number restriction you can’t just bring guys in without losing someone. Right now, we’re going to go as we go and hope we can make it through the next couple of weeks with seven guys. As we go along, if we need one we’ll add one. But right now, we’re going to San Fran with who we’ve got.’’

Joseph said he expected Crick, who had suffered back spasms and had an MRI exam Monday after he was taken off the practice field, and Wolfe to be ready for the Sept. 11 regular-season opener against the Los Angeles Chargers. John Elway JerseysCrick is not expected to play Saturday against the 49ers and Wolfe is not expected to play again in the preseason.

“[Crick has] been tight for a couple of days. He spasmed up pretty bad and that was pretty much it,’’ Joseph said. “He’s day-to-day, so we’ll kind of see how he’s doing. But right now he’s going to be out, Peyton Manning Jerseyshe’s not going to travel. DeMarcus Ware JerseysHe’s going to stay behind and do treatment with the guys staying behind.’’

¿por que esta tan caro el dolar?

Después de años de dólar barato, la moneda estadounidense vuelve a cobrar fuerza y los expertos predicen que en 2015 seguirá la tendencia.
El dólar alcanzó el lunes su máximo en cinco años. Este martes cayó un 0,4% frente a una canasta de monedas internacionales, pero los analistas consideran que la caída se debió a que los inversores buscaban embolsarse ganancias.
Opinan que la tendencia al alza continuará debido a los malos datos económicos fuera de EE UU.
Así, 1 euro se cambiaba por US$1,23, un nivel anormalmente bajo. En 2008, el euro marcó su máximo frente al dólar al cambiarse 1 euro por US$1,5990.
Esto conlleva que va a haber perdedores y ganadores.
Por ejemplo, a los países que compran a EE UU. les costará más dinero hacerse con productos estadounidenses.
Pero a la hora de venderle al gigante estadounidense, estos países se verán beneficiados por la debilidad de sus monedas frente al dólar ya que sus productos serán más baratos.
Ahora bien, la fortaleza del dólar podría provocar nuevas turbulencias financieras globales de acuerdo con el Banco de Pagos Internacionales de Basilea.
En la última década se triplicaron hasta US$9 billones las transacciones internacionales en dólares, eso supone que hay muchas empresas y bancos con deuda denominada en dólares que deberán pagar unos intereses mayores y que podrían entrar en default.
 
Recuperación
Pero ¿a qué se debe la fortaleza del dólar?
En primer lugar, la economía estadounidense mejora después de años de crecimiento anémico. Los buenos datos sorprenden incluso a los expertos.
En noviembre el mercado de trabajo sumó 321.000 personas empleadas fuera del sector agrícola, el mayor crecimiento desde enero de 2012, según datos del gobierno.
Se preveía que el número de nuevos empleos iba a ser de 230.000.
Así, la tasa de desempleo se sitúa en un 5,8%, el porcentaje más bajo en seis años.
Al mismo tiempo, los principales rivales de EE.UU. pasan problemas.
En el tercer trimestre del año, el Producto Interno Bruto estadounidense creció un 3,9% con respecto al añó anterior, mientras que el de la Eurozona lo hizo a un 0,8%.
Pero no es solo Europa, que no consigue recuperar el vuelo tras la recesión, sino que también China e India están experimentando dificultades.
"El alza del dólar se debe más a que los inversores están abandonando otras divisas que a la propia atracción que ejerce el dólar", le dijo a BBC Mundo Max Wolf, economista jefe de Manttan Venture Partners.
Los inversores están previendo que la Reserva Federal, el Banco Central estadounidense, subirá las tasas de interés en 2015 para evitar que suba la inflación.
Ésta sería la primera subida de las tasas desde la crisis financiera global de 2008.
Lo contrario buscan los bancos centrales de las economías estancadas, que están bajando las tasas para estimular el crecimiento.
Así, la semana pasada el Banco Central Europeo decidió mantener las tasas de interés en el 0,05%, su mínimo histórico.
Esto hace que para un inversor sea más atractivo que su capital esté denominado en dólares ya que a tasas de interés más altas, mayor rentabilidad.